domingo, 5 de octubre de 2014

Desfragmentar el disco duro

Para los que nunca hayan oído hablar de la desfragmentación de un disco, voy a hacer una pequeña explicación para que todos sepan de lo que vamos a hablar.

Supongamos que un disco duro es como un almacén con cajas. Según vamos añadiendo cosas a él, vamos apilando cajas por orden, unas al lado de otras, sin dejar huecos. Esas "cajas" serían nuestros archivos, siendo cada archivo un conjunto de cajas (imaginemos que una sola caja es como un Kilobyte, por lo que un archivo se compone de varias de ellas).

Hasta ahí todo sencillo, tenemos espacio suficiente, y según insertamos archivos, se van almacenando uno detrás de otro en el disco. El problema viene cuando sacamos cajas sueltas, es decir, cuando borramos archivos. ¿Qué problema puede haber en dejar espacio libre? Pues lo hay.


El motivo es que los sistemas operativos, cuando insertan archivos nuevos, por lo general van rellenando todos los huecos libres que hay. Entonces, si queremos insertar un archivo de 5 MB por ejemplo, el sistema gestor de archivos lo distribuirá entre todos los huecos que vaya rellenando. De tal manera que nuestro archivo de 5MB quedará FRAGMENTADO en un fragmento de 1 MB, otro de 500 KB, 2.5 MB y otro de 1 MB. ¡Cada uno de esos fragmentos está situado en lugares diferentes del disco duro! Entonces, cuando cualquier programa tenga que hacer uso de ese archivo, tardará mucho en leerlo porque tiene que leer muchos trozos distintos separados entre sí. La lectura del archivo sería mucho más rápida si el archivo estuviese todo junto, es decir, no estuviera fragmentado.

¿Qué podemos hacer?

Desfragmentar el disco (reorganizar los archivos en el disco duro para que queden lo menos fragmentados posible). Hay programas específicos para ello, y nosotros sólo tenemos que hacer un click para llevar a cabo el proceso. Normalmente los propios sistemas operativos ya traen su propio desfragmentador de disco, pero lógicamente, es muy básico y existen alternativas mucho más eficaces y visuales. Con esta acción conseguiremos que mejore el rendimiento de lectura de nuestro disco duro.

Mi recomendación personal es que uséis el programa DEFRAGGLER. Es gratuito y, además de ser bastante efectivo, ofrece una interfaz gráfica que nos ayudará a entender cómo están distribuidos los archivos en nuestro disco y qué está haciendo el programa sobre ellos. Aquí os dejo un link de descarga y una captura de pantalla para que os hagáis una idea de su interfaz gráfica.

https://www.piriform.com/DEFRAGGLER



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada